El GeoParque de la Costa Vasca es una experiencia turística original, positiva e innovadora, primera en el País Vasco y en todo el Cantábrico, que ofrece a sus visitantes una doble experiencia. Por un lado, la de conocer el patrimonio natural de la zona, fomentando pueblos como Deba, Zumaia y Mutriku, y por otro, mostrando toda la riqueza cultural que forma parte de su identidad.
Este GeoParque se apoya en un programa europeo de promoción del desarrollo, incluyendo una estrategia de desarrollo territorial sostenible y un patrimonio geológico particular. Y como un auténtico Geoparque incluye un considerable número de geositios de importancia en lo que se refiere a rarezas, calidad científica, valor estético, interés ecológico, arqueológico y, por supuesto, también un importante valor educativo.
Los tres municipios que constituyen el territorio del geoparque están situados en la costa central del País Vasco, al oeste del litoral de Gipuzkoa, limitando al Este con Getaria y al sur con Zestoa, Aizarnazabal, Mendaro y Azkoitia, todos municipios de Gipuzkoa y al Oeste con Ondarroa, de la provincia de Bizkaia, lo que convierte a esta zona en una tierra muy bien comunicada y cerca de las tres capitales vascas.
Sin duda, un lugar digno de tener muy en cuenta para nuestras vacaciones y escapadas de este verano, sobre todo para aquellos que durante los meses de julio, agosto y septiembre prefieren romper con los destinos tradicionales y muy populares y buscan rutas diferentes en las que disfrutar del descanso y de la buena gente.